Mes: julio 2013

Propiedades y beneficios del Hinojo

Propiedades y usos del Hinojo

Planta del Hinojo

El Hinojo o Hierba Santa es una herbácea anual o perenne oriunda de la cuenca del mediterráneo, actualmente su cultivo se ha extendido por el mundo entero.

Su uso se remonta a la más remota antigüedad. En la cultura Egipcia y Griega ya era muy habitual. Dioscórides también hizo empleo de esta planta y Galeno creó una fórmula con hinojo adobado que pasó posteriormente a Italia y Francia.

Durante la Edad Media fue creciendo la fama medicinal del hinojo y los monjes benedictinos extendieron su cultivo por toda Europa. De España pasó a América, donde todavía se sigue cultivando.

Características de la planta

El Hinojo posee una raíz carnosa, de tallo ramoso y redondo, que muestra un fino acanalado con franjas azules, sus hojas partidas en muchas lacinias largas y filiformes, de color verde-azul oscuro. El Hinojo florece a partir de junio dando unas flores pequeñas y amarillas, con umbelas terminales. Su fruto más largo que ancho tiene líneas salientes bien señaladas que encierran múltiples semillas menudas. Toda la planta es aromática y de sabor picante, dulce-amargo con un agradable olor anisado.

Esta planta alcanza a veces la altura de un hombre. Crece en los eriales, ribazos y barbechos. Sus frutos se recolectan a medida que maduran las umbelas. A esto se les llama peinar. Para sacar los frutos se procede a un trillado. El hinojo se multiplica por semilla y división de mata.

Del Hinojo se usan la raíz, hojas frescas y la partes carnosa del fruto (septiembre-octubre).

Sus virtudes

Todo viene de su carnosa raíz, el hinojo aumenta la secreción de la orina, es diurética y aperitiva, tiene efectos estimulantes sobre el estómago e intestinos, es tónica y carminativa, por todo ello se emplea mucho como condimento alimentario.

Es un eficaz remedio contra diarreas de carácter fétido. Acrecienta la producción de leche en los animales, pero también en las mujeres. Su aromática semilla, de la que no se debe abusar, es estomacal y anti flatulenta. El Hinojo forma parte del famoso “jarabe de cinco raíces”, muy utilizado como diurético.

El hinojo es bueno contra la inflamación de los ojos, En cataplasmas disuelve las obstrucciones de las mamas y las vuelve elásticas. También la infusión de sus frutos es vermífuga y hace dormir a los niños y consigue reducir la tos, el asma y otras afecciones pulmonares y bronquiales. En cataplasmas calma los dolores de vientre y en gargarismos beneficia a la garganta.

Sus componentes activos

Del hinojo podemos extraer diferentes sustancias para su consumo como por ejemplo el Aceite Esencial o la Esencia de Hinojo, es rico en anetol, sales minerales, ácido anísico, vitaminas A, B, y C, proteínas, azúcar y otras sustancias.

Propiedades Principales

Aperitivo, Antiespasmódico, digestivo, diurético, emenagogo, carminativo, vulnerario, tónico, vermífugo, expectorante, galactagogo, alimenticio.

Como usar el Hinojo

Es muy importante no deben sobrepasar las dosis indicadas para la semilla.

  • Infusión. Para combatir flatos intestinales. 15 a 30 gramos de semillas de hinojo por litro de agua. Hervir, filtrar y edulcorar a gusto. Tomar una taza después de cada comida.
  • Menstruaciones difíciles. Poner 25 a 39 gramos de semilla de hinojo en una taza de agua hirviendo y beber el líquido después de haberlo colado y edulcorado con azúcar o miel. Repetir dosis si es necesario.
  • Diarreas. Hervir durante 20 minutos en un litro de agua, 25 gramos de raíz de hinojo desecada al sol. Colar este preparado y beber en tres veces durante el día.
  • Tos. Verter dos gotas de Aceite Esencial de Hinojo sobre un terrón de azúcar y dejarlo disolver lentamente en la boca.
  • Cataplasmas contra los Abscesos. Hervir en poco agua un puñado de hojas de hinojo. Cuando el líquido se ha evaporado, aplicar las hojas, en caliente sobre la parte enferma.
  • En la cocina en general. El empleo del Hinojo en la cocina se ha hecho clásico como aromático para aderezar condimentos, aceitunas, castañas. Los cogollitos de hinojo, tiernos, constituyen una excelente verdura para las ensaladas.
  • Para la belleza. El fruto de Hinojo tiene propiedades estimulantes y  purificantes. Se puede utilizar para un buen baño tonificante, colocando el fruto en un saquito de tela o unas gotas de Aceite Esencial en el agua de baño, o bien echando en ésta la infusión obtenida al hervir 20-30 granos de semilla en un litro de agua.

(Guía práctica de las plantas medicinales y la salud)

Si deseas saber más te dejamos este enlace: http://laplantamedicinal.com/plantas-medicinales/hinojo-foeniculum-vulgare-miller/hinojo-planta-medicinal/

Anuncios

Consejos para mantener tu piel joven

Consejos para matener tu piel joven

Con el paso del tiempo nuestra piel necesita que la ayudemos, y para ello, tenemos que empezar a cuidarnos por dentro con una alimentación equilibrada, beber el agua necesaria y dormir las horas que nuestro cuerpo necesita. La Cosmética es un pilar muy importante para conseguir una piel sana e hidratada, pero sin otras pautas o “rutinas diarias” no lo conseguirás totalmente.

Elige unos productos cosméticos adecuados a tu piel, procura que contengan los principios activos que necesitas. Una buena elección es la Cosmética Natural, este tipo de Cosméticos contienen Aceites Esenciales y extractos de plantas que a lo largo del tiempo son muy efectivos y además no aportan a nuestro organismo sustancias derivadas del petróleo o los tan nombrados parabenos, por otro lado cunden mucho, especialmente los Aceites Vegetales por lo que te van a durar más tiempo y ahorraras, y actualmente no estamos para derrochar.

Las cremas nos ayudarán a hidratar nuestra piel

Las cremas nos ayudarán a hidratar nuestra piel

Lo básico, más allá de tratamientos específicos es la hidratación y la protección solar, para ello tenemos que elegir una buena crema, y si es posible que cubra ambos propósitos. Tanto para el hombre como para la mujer, a partir de esta elección hemos de seguir una rutina diaria que no nos llevará mucho tiempo, ya que la mayor parte de esta rutina es la alimentación. La otra solo nos llevará unos minutos al día.

El tiempo que dedicamos a nuestra piel es un tiempo para nosotros y veréis lo fácil que es.

Empezar el día.

Al levantarnos tenemos que preparar la piel para que esta absorba todas las propiedades de la crema elegida, para ello usaremos un Tónico facial que elimine las impurezas y suciedad de la piel. Después aplicamos una crema hidratante y nutritiva de día adecuada para nuestra piel y si es posible que contenga protección solar. Dependiendo de tu tipo de piel o incluso de tu trabajo es posible que tengas que aplicar mas crema durante el día, vete preparad@.

Al volver a casa.

En la noche, hay que volver a retirar las impurezas, suciedad o el maquillaje si es tu caso, para ello tienes que usar productos específicos, leche desmaquilladora, o un gel facial. Después, con el tónico terminamos la limpieza para asegurarnos la efectividad de la crema que aplicaremos por la noche. Hay que añadir que durante la noche las cremas penetran mejor en la piel, por este motivo es el momento adecuado para optar por las cremas de tratamiento, por ejemplo antiarrugas.

Otras rutinas para el mantenimiento de la piel.

  • Como dijimos al principio las cremas no lo son todo. Durante el día bebe como mínimo un litro de agua, nunca menos. El agua es el mejor hidratante, es sencillo, cómodo y económico. Con la ingesta adecuada de agua evitamos que en nuestra piel aparezcan arrugas prematuras. Para no olvidarnos de beber mientras estamos trabajando, ten siempre al lado una botella de agua.
  • Debemos realizar cinco comidas al día e incluir en ellas verduras y frutas variadas. No olvides que las frutas rojas son ricas en antioxidantes y alimentos como el salmón, el aceite de oliva (mejor en crudo) o las espinacas contienen omega 3. Nuestra piel lo agradecerá.
  • Cuántas veces hemos oído que el sueño es reparador. Intenta dormir durante 8 horas diarias y verás resultados en poco tiempo. Evita altas temperaturas mientras duermes para que nuestro cuerpo no pierda hidratación.
  • De igual manera que el sol nos produce beneficios, el exceso provoca deterioro en nuestra piel, el denominado foto envejecimiento o envejecimiento prematuro. Utiliza un protector solar y repite el proceso cada dos horas. Evita las horas intensas de sol.

En los próximos artículos os iremos presentando los diferentes cosméticos naturales que hay y qué propiedades beneficiosas tienen para nuestra piel.

Y por último, os animo a que nos contéis vuestras experiencias para enriquecernos. Si os ha gustado no olvidéis compartirlo con vuestros amigos con los botones de abajo.

Artículo escrito por Javier Aragón.

Historia de la cosmética I

Maquillaje en el antiguo Egipto

Lo primero sería saber qué es la cosmética, ¿no creéis?

Pues bien, ahora mismo, en la actualidad, la cosmética es una rama o disciplina de las ciencias de la salud, una gran industria en la que participan la biología, la química, la farmacia y la medicina para mejorar o preservar el cutis y el pelo, para embellecerlo. Y antiguamente, como por ejemplo en China o en la India, era para actos religiosos, o en Egipto que era para usos medicinales.

Desde siempre hemos estado rodeados de retazos de cosmética. Hasta los animales por así decirlo usan cosmética, los cerdos, los elefantes… se embadurnan de barro para protegerse del Sol y de los mosquitos.

Nosotros también ya desde la Prehistoria usábamos plantas, animales o minerales, pastas hechas a base de grasas y óxidos de hierro o magnesio para protegerse del Sol, lo que podría decirse como el primer protector solar.

Pero transportémonos 150 años después, allá por el 3150 a.C. en Egipto. Egipto… la cuna de la cosmética. Hombres, mujeres y niños se maquillaban independientemente de la clase social a la que pertenecieran, ya fuera para embellecimiento, culto divino, medicina… Usaban ungüentos y aceites perfumados en pieles heridas para uso terapéutico o simplemente como producto cosmético. Estaban hechas a base de aceites vegetales y grasas animales que absorbían los olores de las flores y las resinas, y a esto, le añadían colorantes y productos curativos según fuera su uso.

En la Edad Media, por el cristianismo los ungüentos cosméticos caen en desuso exceptuando a los musulmanes, que mantienen la cosmética añadiéndola esencias orientales de aromas muy fuertes.

Aunque la cosmética calló en desuso, los conventos guardaron fórmulas cosméticas como la Hildagarda de Bingen del siglo XII para Vasijas de maquillajeembellecer el rostro a base de tila, romero, serpol, tomillo e hinojo,  lo que sería la antecesora de la actual colonia.

En el reinado de Elizabeth I de Inglaterra fue muy popular el tratamiento de agua de rosas para el pelo, el ungüento de flor de saúco, la salvia para blanquear los dientes, los baños de vino, las máscaras de clara de huevo y miel para alisar las arrugas. Y luego productos peligrosos como el color rojo de labios a base de sulfuro de mercurio, un tinte de pelo a base de sulfuro de plomo o albayalde para blanquear sus caras y cuello, que para los que no lo sepan, el albayalde es básicamente plomo.

Un siglo más tarde, en el XVII, se puso de moda el cabello rubio y largo, que simbolizaba virginidad, por lo que se lo aclaraban con lejía. Se pintaban las cejas con sulfuro de antimonio y blanqueaban las partes vistas de piel con solimán, un sublimado corrosivo.  En este siglo también empieza la creación de perfumes.

Cajas para cosméticaEl siglo XVIII destacó por el uso excesivo de cosméticos, las mujeres sufrían la “fiebre del colorete”. Pero todo cambia con la revolución francesa. El exceso estético desaparece y no reaparece hasta la llegada de Josefina, la mujer de Napoleón.

También en esta época empezará la fabricación a gran escala de colonia. ¿Por qué? Porque en 1792 fue la boda del hijo del regidor de Colonia, al que unos monjes le regalaron un recipiente con una muestra de su agua de colonia, le gustó tanto que decidió empezar su fabricación. Y con la llegada de las tropas a la ciudad, el producto se extendió quedándose con el nombre de colonia.

Y por último el siglo XIX,  en este siglo la costumbre de bañarse se vuelve a promulgar, se produce un crecimiento en las fábricas de esencias, jabones y perfumes. Entre las clases ricas se continúa con el aseo de aguas aromatizadas, florales o destilado de rosas.

Este es un pequeño ejemplo de la cosmética en la historia, pero lo que sí se puede afirmar es que esta cosmética estaba hecha con auténtico Estilo Artesano.

¿Tenéis algún dato interesante sobre esto? ¿Os animáis a compartirlo? y si te ha gustado te animo a compartirlo en los botones de abajo.

 Artículo escrito por

Henar Jurado